Divididos sacudió la Fiesta de la Cerveza con un final aplanador

El domingo 8 se vivió la tercera y última noche del festival que convocó a miles de mendocinos y turistas en el inmenso Parque San Vicente. La banda de Ricardo Mollo y compañía volvió a hacer historia, con un concierto que despertó una interminable ovación.

Fotografías gentileza de Prensa Godoy Cruz

Previamente, el escenario se llenó con distintas tendencias musicales, representadas por la intérprete Lucy Patané, los grupos Gauchito Club, Eve Calleti, Fuzza, Furia, Algún Grito y uno de los pioneros de la escena electrónica mendocina, Dj Uter.

El pasado fin de semana, el predio cervecero más importante de la región volvió a abrir sus puertas. En tres noches a pura fiesta, las opciones incluyeron recitales en vivo, la posibilidad de recorrer foodtrucks e instalarse en un amplio patio de comidas y saciar la sed con las marcas cerveceras que acompañaron la propuesta. Uber y Uber Eats también estuvieron presentes, con un stand en el que los asistentes podían participar por un montón de premios y utilizar una estación de carga para celulares.

Este año, las cervecerías que conquistaron los paladares del público fueron De la Vera Cruz, Dowel, Starke, Antares, Menduka, Gualta, Chachingo, Bee King, Kerze, Once 50, Hupulus y Proost. El Beer Truck también se instaló para ofrecer las variedades de Berlina y Divaricata. En la noche de cierre, los representantes de cada marca se unieron en el tradicional brindis, junto a la Reina Departamental Regin Coluchi y la Virreina Melina Aballay.

Al ir cayendo la tarde, el rock se hizo oír con referentes de nuestra provincia. En primer lugar, Algún grito exhibió la espesura sonora de su producción discográfica orientada al género alternativo. En la presentación de Furia, Miguel Conocente (guitarra), la inquebrantable voz de Angus Buttini, Federico Tamola (bajo) y Horacio Aguilera (batería) dejaron en claro que su estilo posee marcadas influencias del power rock.

Con el escenario todavía vibrando por el vendaval musical de los dos primeros grupos, la banda Fuzza aportó su cuota de “Stoner Desert Rock”, con un repertorio consolidado en el formato power trío de guitarras ardientes y voces potentes al frente. Eve Calletti cambió un poco la propuesta calmando tanta agitación y dejó relucir un universo musical fresco y moderno, con una ecléctica fusión de pop, algunas armonías de jazz, funk, hip hop, R&B, neosoul, trap, e incluso bolero.

El clima bailable invadió la pista central, con la presencia de Gauchito Club y su refrescante cumbia indie. Una propuesta musical donde se encuentran melodías pegadizas y desprejuiciadas que entrecruzan letras directas, cotidianas y contemporáneas, aderezadas con funk, cumbia, salsa, hip-hop y toques de electrónica.

La experimentada artista Lucy Patané fue otra de las protagonistas femeninas de la jornada. Al frente de un vigoroso grupo, integrado en su mayoría por mujeres, la guitarrista, compositora y productora se aventuró a repasar las canciones de su debut discográfico homónimo, que evidenció su fortaleza vocal y múltiples recursos compositivos.

La Aplanadora del Rock incineró el escenario mayor, con un show que puso en evidencia la devoción del público mendocino por una de las bandas más importantes del país. Divididos protagonizó uno de los shows más esperados del volumen XII de la Fiesta Provincial de la Cerveza y, tal como ocurrió en su visita del 2014, Ricardo Mollo, Diego Arnedo y la indomable batería de Catriel Ciavarella respondieron a tanta admiración con su arsenal cargado de puro rock.

Luego de las estrofas del himno nacional y una entrada a pura adrenalina con “Sobrio a las piñas”, el power trio movilizó a su masa de seguidores con indiscutibles clásicos como “Haciendo cosas raras”, “Alma de budín”, “Que tal”, “Par mil”, “Ala delta” y “El 38”; reversiones de Sandro y Pappo y su casi obligado repaso por parte de la discografía de Sumo.